Los dirigidos por Rafael Santana irán en búsqueda de su primera victoria del campeonato contra Zamora en el Estadio Agustín Tovar

 

Prensa Metropolitanos FC | Miguel Santana (@Santanadeportes) | Fotografías: Alfonso Ioannoni (@Agim7)

 

Metropolitanos es un equipo confeccionado para trascender en condiciones adversas y en la ciudad marquesa de Venezuela, los dirigidos por Rafael Santana escribirán el segundo capítulo del Torneo Clausura 2017, cuando a las 6:30 de la tarde del domingo 23 de julio visiten a Zamora en el Estadio Agustín Tovar de Barinas. Vencer y convencer son las premisas del elenco caraqueño, que a base de compromiso, gallardía y máxima entrega intentará teñir de violeta al suelo llanero.

 

Caracterizada por ser una escuadra pocas veces vulnerada en su feudo, el elenco guiado por Luis “Pájaro” Vera inicia un nuevo ciclo con la intención de mantener vivo el protagonismo de tiempos recientes. Ynmer González, “Lucho” Vargas, Ángel Faría y Ricardo Clarke, piezas importantes para la consecución del último título absoluto, tienen otros destinos; y el vacío dejado por dichos protagonistas aumenta los niveles de responsabilidad en jóvenes como José Pinto y Eduardo Sosa.

 

Desde Caracas partió una delegación que lleva consigo el compromiso de volver con tres puntos, pues a pesar de lo que significa el contrincante barinés, medirse a un elenco cuyo promedio de edad es de 22 años invita a imponer condiciones con base a la experiencia que cargan en sus botines referentes como Víctor Rivero y Emilio Rentería, arquero y artillero del elenco caraqueño respectivamente. “Venado”, autor del primer tanto para su escuadra en el presente torneo, tiene la clave del éxito.

 

“Debemos estar muy sólidos defensivamente y con todas las líneas bien compactadas. Tuvimos una primera presentación bastante buena, pero en los pequeños detalles están las grandes diferencias, así que no podemos conceder libertades”, aseveró el reconocido delantero oriundo de Nuevo Horizonte.

 

Rivero, con mil batallas plasmadas en sus guantes, sabe que solo vale el aquí y ahora, pues ganar daría tranquilidad al plantel, que apuesta al objetivo de esfumar lo antes posible cualquier posibilidad de permanecer en puestos de descenso. Este partido será especial, porque de idéntico nombre, su hijo luchará por batirlo.

 

“Puede que no sean un equipo experimentado, pero estos muchachos tienen ganas de mostrarse y ganarse la confianza de su entrenador. Nosotros no nos confiamos de nada y tenemos que ser implacables al momento de contar con una oportunidad clara al ataque. Vamos a proponer”, explicó el guardavalla.

 

Si Zamora se ha atrevido a apostar por la presencia de valores de nuevo cuño, Metropolitanos no se queda atrás y saca provecho de su política de formación. Jonathan Castillo tiene 16 años y ya sabe qué es debutar en la máxima categoría venezolana, lo que uno de sus aliados en el frente de ataque analizó con cabeza fría.

 

“Es un jugador que nos va a ofrecer mucho porque ha demostrado tener talento para estar aquí. Le falta ganar un poco de confianza con sus compañeros, pero eso lo irá ganando a medida que vea acción. Estamos contentos con su rendimiento y lo apoyaremos cuando reciba la oportunidad de estar en el campo”, dijo Rentería.

 

Concentración, soltura y eficacia. En ese orden y apoyados en la definición de dichos conceptos, los capitalinos irán en búsqueda de su primer lauro. De Caracas a Barinas hay seis horas y algo más, en un recorrido de 507 kilómetros de inmensa ilusión.